Avena - Tras la huella de un cereal subestimado

Avena - Tras la huella de un cereal subestimado

La avena fue excluida durante mucho tiempo de la alimentación sin gluten. Sin embargo, estudios científicos y expertos en enfermedad celíaca han llegado a la conclusión de que la avena pura en cantidades controladas es un valioso complemento en la dieta sin gluten, ya que es un cereal nutritivo, sano y además delicioso.

Desde hace cientos de años la avena ha sido un alimento importante para las personas de Europa Central. En la Edad Media era el cereal más común y en la actualidad ha ido cobrando cada vez más importancia. Especialmente en la lista de platos de muchas personas que vigilan muy de cerca su alimentación, la avena juega un papel importante y es muy apreciada por los deportistas. Además, en  una alimentación sin gluten la avena aporta variación y complementa. Este cereal puede ser consumido en forma de copos, papilla y salvado. Al incorporar los granos de este sano ingrediente en recetas de pan, bollos y galletas mejoran el sabor y además aportan muchas sustancias nutritivas de importancia.

Muchas propiedades valiosas

Article2061_Forschung Wissenschaft

Aparte de las vitaminas del grupo B, zinc, magnesio, proteinas y ácidos grasos no saturados la avena tiene una proporción de fibra alimentaria especialmente elevada. Esta propiedad provoca sensación de saciedad, pero por otro lado, por su especial estructura de almidón es fácil de digerir. Este grano, también es rico en beta-glucanos que ayudan a reducir el nivel de colesterol en la sangre y por consiguiente a reducir el riesgo de padecer enfermedades cardiovasculares. El ácido oleico y linoleico presente en la avena es importante para la función de algunos órganos, como por ejemplo, distintas partes del cerebro y la retina.

Encuentro de expertos

Todos los beneficios mencionados ya anteriormente, hicieron que el equipo de Investigación y Desarrollo de Dr. Schär se ocupase hace diez años del tema avena. Para el décimo aniversario del área de investigación se reunieron en un simposio, científicos, doctores y representantes de asociaciones de celíacos de diferentes países europeos para discutir entre otros temas el uso futuro de la avena en la alimentación sin gluten. “Visto desde el área tecnológica, la avena tiene similitud con otras variedades de cereales, tales como el arroz o el maíz”, explica Virna Cerne, Directora del Departamento de Investigación y Desarrollo de Dr. Schär en Trieste, por tanto ese cereal enriquece altamente la elaboración de productos sin gluten. Esto también lo confirma Naike Castillo, Experta en nutrición de Schär. “La avena amplía la variedad de cereales que los fabricantes pueden utilizar en la producción de alimentos sin gluten”. Aparte de las ventajas nutrifisiológicas, el cereal puede sumar puntos en lo que respecta al aroma (parecido al de la nuez), y también en cuanto al sabor. Los panes preparados con avena se asemejan en sabor a panes de harina de trigo y muestran una corteza ideal, y las galletas de harina de avena son más crujientes.

Con seguridad del campo a la mesa

Article2061_Joghurt Hafer

La información más importante para consumir la avena sin preocupación, sobre todo en el caso de sufrir intolerancia al gluten, es la procedencia del cereal. La avena pura es naturalmente sin gluten, sin embargo, la avena que encontramos habitualmente en el comercio con mucha frecuencia se  ha contaminado en el cultivo y en la cadena de suministro mediante variedades de cereal que contienen gluten. “Lo importante es que no se trate de avena contaminada, y que lleve el distintivo de sin gluten” aclara Naike Castillo. Tomando como ejemplo a los países del norte, el problema de la contaminación se evita mediante controles durante todo el proceso del tratamiento tecnológico de los alimentos. De este modo desde un comienzo la avena está separada del trigo, centeno y cebada y puede ofrecerse en el comercio como avena no contaminada (avena sin gluten) apta para una alimentación sin gluten. En estos productos hechos con avena el contenido de gluten está por debajo del valor de 20 partes por millón (ppm), que es lo que prescribe la ley.    
Por su puesto, la harina que emplea Schär es completamente segura: “Para que la avena no esté expuesta a la contaminación, controlamos el cultivo en los campos y hacemos auditorías en los molinos. Además, efectuamos todos los análisis correspondientes.” Cuenta Virna Cerne.

Confirmado por la investigación

También el nivel de conocimiento de la investigación aboga por el empleo de avena en los alimentos sin gluten. Diversos estudios clínicos demuestran que la avena no tiene ninguna repercusión negativa en personas que padecen de intolerancia al gluten; y que la avena que ha sido cultivada y procesada por separado, en cantidades de hasta 50 gramos diarios es tolerada por los afectados sin complicación alguna. Esta es la razón por la cual este cereal en algunos países como Canadá, Estados Unidos y Suecia ya es componente  fijo de la alimentación sin gluten. ¡Cabe mencionar que la Unión Europea admitió situar a la avena en la lista de ingredientes sin gluten en 2009!
Existe un pequeño grupo de afectados por la enfermedad celíaca que aun así, no toleran la avena sin gluten. Las molestias que puedan surgir al comienzo de su consumo no deben atribuirse necesariamente a una reacción inmunológica. Síntomas como dolor de estómago y flatulencia pueden ser debido al elevado contenido de fibra de la avena. Por esta razón es recomendable ir aumentando lentamente la cantidad a consumir. En caso de que las molestias permanecieran  habría que consultarlo con un doctor. 

Donde el futuro sin gluten es hace mucho tiempo tradición

 Article2061_Haferflocken Herz Schüssel

Desde hace más de 30 años Schär ha estado desarrollando productos sin gluten y trabaja continuamente en la mejora de sus productos con los máximos estándares de seguridad.

En 2003 Schär creó en el Area Science Park de Trieste (uno de los parques tecnológicos y científicos más importantes de Italia y del mundo) un área de desarrollo especializada, dedicada por completo a la innovación de productos y a la investigación de nuevas materias primas, entre ellas la avena. “Nosotros nos ocupamos de asegurar toda la cadena de suministro desde los campos hasta el molino”. Virna Cerne

  • En Escandinavia la avena libre de gluten está integrada de forma fija en la agricultura y en la alimentación de los que padecen la enfermedad celíaca desde hace años. El Consejo Consultivo Clínico de la Asociación de Celíacos de Finlandia dio luz verde a la avena para la alimentación adulta sin gluten en 1997.
  • 353 calorías por cada 100 gramos, esto es lo que hace que la avena sea la alimentación perfecta para los deportistas.
  • Rusia es el productor más grande de avena a nivel mundial. En 2013 se cultivaron allí más de 4, 9 millones de toneladas. Esto corresponde a 21 % de la producción total de avena.
  • 50 gramos de avena al día son tolerados por la mayoría de los celíacos.
  • 12% aproximadamente de proteinas se encuentran en la avena, significativamente más que en otros tipos de cereales.
  • Intolerancia a la avenina: La avena contiene la prolamina avenina, cuya cadena de polipéptidos trae a la memoria variedades de cereales con gluten. Un reducido porcentaje de celíacos puede reaccionar sensiblemente a la avenina.
Todo sobre el gluten