¿Es peligroso para la salud seguir una dieta vegetariana o vegana y sin gluten?

¿Es peligroso para la salud seguir una dieta vegetariana o vegana y sin gluten?

Seguir una dieta sin gluten supone a menudo muchas dudas para los celíacos. Pero si además del gluten, se quiere eliminar todo tipo de carne y pescado para seguir una dieta vegetariana, ¿cómo hay que hacerlo correctamente? ¿Se puede incluso combinar con una dieta vegana sin lácteos ni huevos?

Beneficios y limitaciones de una alimentación vegetariana/vegana

Muchos estudios han señalado los posibles beneficios de una alimentación vegetariana o vegana. Entre ellos se encuentra un menor riesgo de sobrepeso, de tensión alta y de enfermedades cardiovasculares. Sin embargo, no se deben olvidar los posibles riesgos derivados de este tipo de dieta. Puede haber carencias en vitamina B12 y hierro si no se aportan los alimentos adecuados. Y en la dieta vegana podría darse además una carencia de calorías, proteínas, grasa, cinc, calcio y ciertas vitaminas.

¿Cómo combinar una dieta sin gluten y vegetariana/vegana?

Hay que tener presente que una doble restricción exige una especial atención a la alimentación para que el organismo funcione correctamente. Para los celíacos que siguen una dieta vegana es de especial importancia cubrir las necesidades energéticas diarias. Algunos de los aliados pueden ser los cereales sin gluten y pseudocereales, mermeladas, frutos secos o aceite de oliva virgen extra.

También es importante tener en cuenta la ingesta de proteínas. En el caso de que se siga una dieta vegana, se recomienda aumentar su consumo en un 30-35% en el caso de los niños hasta 2 años, en un 20-30% en niños hasta 6 años y en un 15% en niños de más de 6 años. Las fuentes de proteína más habituales en este caso son las legumbres y los cereales sin gluten.

Además, hay que aumentar la ingesta de vitamina B12 y de hierro. El uso de alimentos enriquecidos con hierro puede ser recomendable durante las fases de crecimiento. Para evitar la carencia de cinc, hay que aumentar el consumo, aproximadamente en un 50%, de legumbres, frutos secos, queso y productos de soja fermentada.

2108_Vegetariano vegano sin gluten.jpg

Mientras que en una dieta vegetariana el calcio puede estar más presente por el consumo de lácteos, en las dietas veganas podría haber carencias de este mineral. Por ello, se recomienda utilizar productos ricos en calcio como soja, verduras de hoja y almendras.

En cuanto a la ingesta de grasa, os recomendamos sabrosos productos muy fáciles de encontrar. Por ejemplo, vegetales como el aguacate, frutos secos como las nueces y semillas vegetales como las de girasol.

 

¡Cuidado con la contaminación cruzada!

La soja, las legumbres y las semillas son alimentos muy utilizados en las dietas vegetarianas y veganas, pero tienen un elevado riesgo de contaminación por gluten. ¡Atentos a las etiquetas de estos productos y cuidado con su compra a granel!

Las dietas sin gluten y vegetariana o vegana pueden convivir y conseguir con ellas una alimentación adecuada y equilibrada. Tan solo debe planearse al detalle la elección de los alimentos a ingerir para evitar carencias nutricionales. Siempre recomendamos que estén supervisadas por un dietista-nutricionista.