Dieta celiaca y fibra

Dieta celiaca y fibra

Hasta hace poco la fibra se consideraba inútil para el organismo porque no se puede digerir, hasta el punto de que aun hoy los alemanes la llaman Ballaststoffe (sustancia lastre).

Hoy, en cambio, sabemos que la fibra desempeña muchísimas e importantes funciones para la flora intestinal y es un elemento fundamental para una dieta saludable. Aunque la fuente más común de fibra se encuentra en los cereales integrales, hay también muchas fuentes de fibra sin gluten en las frutas y vegetales frescos. Sigue leyendo para conocer el papel que desempeña la fibra en tu metabolismo y como integrar fibra para celiacos en tu alimentación.

¡Escucha a tu estómago!

Article2003_Junge Frau Isst Kiwi

La fibra es un elemento muy importante para el estómago. Se trata, de hecho, de un componente muy beneficioso, que estimula la actividad del intestino y favorece su flora. La fibra para celiacos previene las obstrucciones intestinales, actúa positivamente sobre el colesterol y la glucemia, produce una duradera sensación de saciedad y ayuda a fortalecer el sistema inmunitario.
Se distinguen dos tipologías básicas, la fibra soluble y la fibra insoluble. La primera se encuentra en la fruta, en la verdura y en las legumbres, influye positivamente sobre el metabolismo y tiene la importante función de reducir los lípidos en la sangre. La fibra no soluble, en cambio, presente sobre todo en los productos a base de cereales integrales, favorece la actividad intestinal. Una dieta celiaca correcta debería contemplar siempre la utilización de ambas fuentes de fibra sin gluten, la soluble y la insoluble, porque ambas fortalecen el organismo y aumentan las defensas inmunitarias. La única precaución es beber siempre mucha agua para facilitar su asimilación. Un litro y medio o dos de agua al día permiten una correcta digestión de la fibra.

Fibra sin gluten

Article2003_Psyllium Samen in Schuessel

Las harinas sin gluten tienen una menor cantidad de fibra respecto a las harinas con gluten, por esta razón Schär ha enriquecido sus productos con fibra para celiacos de manzana, de remolacha azucarera y psyllium (zaragatona), para aportar al organismo la correcta cantidad diaria de fibra. El psyllium, destacada entre las plantas ricas en fibra, es con seguridad una de las más saludables. Se trata de una planta procedente de la India, que no solo tiene propiedades de planta medicinal, sino que es también una fuente concentrada de fibra. Gracias a la presencia de psyllium en los productos Schär, se puede llegar fácilmente a la dosis diaria recomendada de 30 gramos de fibra. Los productos sin gluten, junto con la correcta cantidad diaria de agua, se convierten de esta manera en un buen aliado para una dieta celiaca sana y rica en fibra.